Internacional, Opinión

A 40 años del Golpe de Estado en Chile: Perdón… ¿dijo “perdón”?


Allende-Carlos-PratsSantiago de Chile, 29 ago. 2013, Tribuna Popular TP/Editorial PC Chile.–  A 40 años del golpe de Estado, que inauguró el período más negro de nuestra historia, algunos pueden sorprenderse por la abundante cobertura periodística, particularmente televisiva, que se ha desplegado en estos días, y seguramente en los que vengan hasta al menos el mismo día 11.

Se trata de una nueva demostración de la inquietud de las nuevas generaciones por conocer esos trágicos hechos, al tener conciencia cada vez más clara de que el golpe y la dictadura marcaron de manera decisiva su presente y su futuro.

Correrá mucha tinta, se oirán muchas voces. De ello no puede haber dudas. Pondrán el acento los unos en “las causas”, “el clima político”, las “responsabilidades compartidas”. Y siempre será bueno analizar los hechos “en su mérito”, con especial mención al marco político no sólo nacional también internacional.

Para otros, la mirada debiera enfocarse en las “consecuencias” del golpe de Estado. Esto es, las violaciones reiteradas y criminales a los derechos humanos cometidas desde el andamiaje del Terrorismo de Estado.

Se puede concordar en que ambas miradas no son excluyentes. Más aún, metodológicamente son inseparables. Esto, porque hablar del “clima político” imperante, de las contradicciones sociales y de posiciones que se volvieron irreconciliables, no es posible sin una mirada al entero contexto. Lo otro, por ejemplo, sería desconocer el impacto mundial del triunfo de la Unidad Popular en 1970, del programa de Salvador Allende, que incluía nada menos que el rescate de la riqueza principal del país, el cobre, hasta entonces en manos de consorcios estadounidenses.

Hay una pregunta que es imprescindible poner sobre la mesa, y es la que espera la respuesta del porqué tanta violencia criminal, tanta crueldad ejercida desde el Estado.

¿Se trataba de una pura y simple expresión de un sadismo hasta entonces reprimido? Explicación, claramente insuficiente.

Y entonces, ¿por qué los asesinatos selectivos y aun masivos? Hay que detenerse en los métodos, en los lugares, en la “sociología” de las víctimas.

Mataron y torturaron, sí, por venganza, venganza de clase propia y de clase ajena. Pero, fundamentalmente, lo hicieron para asegurarse aquella especie de impunidad que les es más cara: la del disfrute de su botín, que no era otro que el patrimonio de Chile. Necesitaban sacar de la escena a todos quienes pudieran testimoniar ante la historia de sus fechorías.

Necesitaban, por sobre todo, “limpiar la cancha” para seguir robando y disfrutando de sus botines, como lo hace hasta hoy un extenso listado de delincuentes de cuello y corbata beneficiados por la dictadura con enormes riquezas. Y para ello había que “advertir” a quienes pudieran tener la tentación de, algún día, pedirles cuentas.

Pero, ahora algunos que fueron al menos cómplices -por acción u omisión- descubren que pueden escribir una suerte de última página”… pidiendo perdón.

¿Y qué significan esos gestos? Ante las evidencias acumuladas, ya nadie puede seguir echando tierra sobre los crímenes. Y se los reconoce: “no supe oír, no supe ver…”.

Bien, al menos, por una parte de la verdad histórica: el horror fue tal. Pero claramente insuficiente cuando el disfrute de los privilegios mal habidos queda intocado.

Y es que no mencionar la “obra social y económica” de la dictadura en tanto componente orgánico del período del Terrorismo de Estado, sería no sólo una ingenuidad imperdonable sino fundamentalmente una falsificación de la historia.

Y, entonces, claro, puede haber un perdón individual. Que una persona, fuertemente dañada por un agente del Estado, decida aceptar una petición de perdón proveniente de quien cometió un delito de atropello a la dignidad y aun al derecho a la vida, si éste alega en su favor “extrema juventud”, impericia, desconocimiento y, aun, temor.

Lo que no puede ocurrir, y es de eso de lo que se trata en el auténtico fondo de todo debate, es que una sociedad entera, una nación, grupos conformados por innumerables personas de toda condición social, chilena y chilenos -en este caso- que sufrieron por sus padres o por sí mismos tanta violencia desatada y sus consecuencias en sus vidas, que éstos, perdonen. Y no pueden hacerlo, no sólo porque no tendrían derecho a ello, sino además porque eso sería negarse a sí mismos y aceptar su suerte como una señal del destino, reconocerse como  ciudadanos de “segunda o tercera clase”, renegar de su esencia humana.

Y, entonces, ¿de que “perdón” estamos hablando

3 comentarios en “A 40 años del Golpe de Estado en Chile: Perdón… ¿dijo “perdón”?”

  1. LOS MIEMBROS DE LAS FFAA DE CHILE TIENEN UN PACTO DE SILENCIO, SE NIEGAN A HABLAR, DECIR DONDE ESTÁN LOS MILES DE DETENIDOS DESAPARECIDOS, LOS HIJOS DE DETENIDOS QUE NACIERON CUANDO SUS MADRES ESTABAN EN LOS CENTROS DE TORTURA Y LUEGO QUE DABAN A LUZ LAS MATABAN. LAS DEBILIDADES DE LOS GOBIERNOS DE LA CONCERTACIÓN MÁS LA COMPLICIDAD DE LA JUSTICIA HAN HECHO MUY DIFICIL QUE SE CASTIGUEN A TODOS LOS CRIMINALES. ES VERDAD SE HAN PUESTO PRESOS A LOS PRINCIPALES ASESINOS COMO ES EL CASO DEL JEFE DE LA POLICÍA SECRETA «DINA CNI» PERO MUCHOS HAN QUEDADO IMPUNES, INCLUSO LOS QUE ASESINARON AL CANTANTE VICTOR JARA ESTÁN LIBRES VIVIENDO EN ESTADOS UNIDOS, SE SABE QUIENES SON PERO LOS YANKIS NO LES DAN LA EXTRADICIÓN AL IGUAL QUE POSADA CARRILES, TAMBIEN ELLOS SON CÓMPLICES DE QUE EN CHILE NO SE ACLAREN LOS CRIMENES DE UNA GUERRA QUE NUNCA EXISTIÓ. LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN EN LOS CASI 40 AÑOS QUE HAN TRANCURRIDO HAN DICHO QUE ESA FUÉ UNA GUERRA Y MUCHOS POLÍTICOS HAN CREIDO EN ESA AFIRMACIÓN REPETIDA MILES DE VECES, SABIENDO QUE FUÉ UNA MASACRE A UN PUEBLO INDEFENSO. RICARDO LAGOS HACE UNOS DIAS SALIÓ EN DEFENSA DE UN GENERAL QUE FUÉ RESPONSABLE DEL ASESINATO DE UNOS ESPOSOS QUE LOS DINAMITARON CUANDO ESTE GENERAL ESTABA A CARGO DE ESE REGIMIENTO, ENTONCES LAGOS NO TUVO MEJOR OCURRENCIA QUE DECIR QUE EN ESE MOMENTO HABÍA UNA GUERRA EN EL PAIS JUSTIFICANDO AL ASESINO (EL GENERAL CHEIRE) LA TAREA PARA ESCLARECER ESE PERIODO, PARA ANALIZARLO ES LARGA Y COMPLEJA, SE OMITEN MUCHO ECHOS Y CIFRAS, COMO QUE LOS POLÍTICOS ACTUALES SE SINTIERAN CULPABLES DE LO QUE PASÓ Y QUE LA «UNIDAD POPULAR» FUÉ ALGO MALO QUE OCURRIÓ EN CHILE, AL EXTREMO QUE HACE AÑOS ATRAS EL «PARTIDO SOCIALISTA» EN UN CONGRESO LE PIDIÓ PERDÓN AL PAIS POR HABER HECHO LA UNIDAD POPULAR, RENEGARON DEL SOCIALISMO, DEJARON DE SER MARXISTAS, OBVIAMENTE NO TODOS, ENTONCES CON ESA GENTE ES DIFICIL EMPRENDER UN CAMINO DE JUSTICIA, PARA QUE DECIR DE LA DEMOCRACIA CRISTIANA, UN SECTOR DE ELLOS ESTABA EN CONTRA DE ALLENDE Y AHORA ESTÁN EN LA NUEVA MAYORÍA SIENDO UN PARTIDO MAYORITARIO QUE APOYA A BACHELET, Y AHÍ ESTÁ EL PARTIDO COMUNISTA CONFORMANDO ESA ALIANZA DESDE ADENTRO DISPUTANDO LOS VOTOS PARA CONTIBUIR A HACER LOS CAMBIOS DESDE EL PARLAMENTO. CREO QUE POR EL MOMENTO ESO ES LO MÁS IMPORTANTE: CAMBIAR LA CORRELACIÓN DE FUERZAS EN EL PARLAMENTO PARA DESDE AHÍ IMPULSAR LOS CAMBIOS.

    Me gusta

  2. UNA GUERRA DONDE LA DICTADURA PUSO LAS BALAS , LAS FOSAS COMUNES Y PUEBLO LOS MUERTOS.LOS MUERTOS NO PUEDEN PERDONAR PORQUE ANDAN DESAPARESIDOS , NOSOTROS TAMPOCO PORQUE HANDAMOS BUSCANDOS A QUIENES LOS DESAPARECIERON.

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s