Internacional

Rusia y China tratan de impedir agresión imperialista en la cumbre del G-20


no-a-la-guerra-en-siriaSan Petersburgo, 5 sep. 2013, Tribuna Popular TP.- En la cumbre de países miembros del G-20 en la ciudad rusa de San Petersburgo-Leningrado los únicos presidentes partidarios de destruir mediante un ataque militar la República Siria son el norteamericano Obama,  el francés Hollande, el turco Erdogan y el saudita Al Saud (no hay casualidad en el nombre, la familia Saud es la dueña feudal de ese país que lleva su nombre).

El tradicional compañero de toda aventura militar de Washington, Gran Bretaña, en esta ocasión debe mantenerse al margen por decisión de su Parlamento a pesar de la voluntad asesina del primer ministro Cameron.

El socialcolonialista Hollande respaldado por su ministro de exteriores, el halcón sionista Laurent Fabius, tiene previsto reunirse en primer lugar con su colega Erdogan donde probablemente van a coordinar el incremento de bandas de criminales a suelo sirio y el apoyo militar turco al ataque de Obama.

Después tiene previsto reunirse con los líderes de España, Gran Bretaña, Alemania e Italia para pedirles todo el apoyo posible para el ataque. No serán reuniones difíciles porque esos gobiernos imperialistas simpatizan mucho con la idea de derrocar el último Estado árabe de línea antiimperialista aunque no tienen previsto intervenir militarmente. Mas difícil será para el su reunión con el líder chino Xi Jinping que mantiene una cerrada oposición a toda aventura imperialista.

Obama, el agente de los monopolios de la industria armamentista, tiene que afrontar una fuerte oposición interna y externa a su proyecto de atacar Siria.

Sin embargo la reunión está marcada por una mayoría de grandes países que rechazan la idea del ataque como Rusia, China, Argentina, Brasil, India, Sudáfrica, Kazakstán y Senegal o que simplemente no desean participar como Italia, Canadá, Japón, Gran Bretaña, Australia, Corea del Sur o Etiopia.

Las primeras declaraciones de la presidenta argentina al llegar a Rusia han sido: ”una intervención militar sería nefasta, no hay nada peor que la guerra, tenemos que abogar por la paz, como ya lo han hecho el papa Francisco y también el titular de la ONU Ban Ki-Moon”.

El presidente Obama está fuertemente aislado mientras que el ruso Putin está en plena ofensiva en contra de todo ataque anti-sirio. El ruso ha calificado de “provocación” las burdas excusas presentadas por Obama para justificar la agresión y ha llamado “mentiroso” al canciller gringo Kerry por haber tenido el descaro de negar la presencia de Al Qaeda en Siria.

Putin ha advertido que “si vemos que se toman acciones en contra del derecho internacional pensaremos en la conveniencia de suministrar armas sensibles a algunas regiones del Mundo” en clara alusión a Siria e Irán. La cancillería rusa ha presentado pruebas contundentes del empleo por los terroristas apoyados por la CIA de armas químicas para asesinar a la población civil siria. Obama ha anunciado que no piensa reunirse con Putin pero si con la oposición rusa y con grupos homosexuales rusos lo que evidencia el nerviosismo y frustración del mandatario estadounidense.

El enviado especial de la ONU para la crisis siria, el diplomático argelino Brahimi ha salido para la cumbre con la intención de conseguir apoyo para una cumbre en Ginebra donde tratar de resolver dicha crisis sin recurso a intervención militar norteamericana. Es un punto importante ya que Putin ha afirmado que en caso de que se produzca dicha intervención no se reunirá la cumbre de Ginebra.

Fuentes: Telam

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s